Monday, September 27, 2010

Travelling Vertical



El bueno, el malo y el raro
Año: 2008
Director: Kim Jee-Woon


Esta tarde quiero escribir sobre la película del director coreano Kim Jee-Woon quien se empeño en hacer un western a lo asiático y lo hizo bien a pesar de lo difícil de hacer una cinta que devenga de otra y que además es una gran cinta del genero (por supuesto me refiero al bueno, el malo y el feo de Sergio Leone). Sin embargo lo que hizo el director no fue solo un remake, si no que le agrego un espíritu y estética diferente a la película de Sergio Leone además de modificar varios aspectos de el filme original, convirtiendo al bueno, al malo y el raro en una obra que si bien no puede competir con su precedente, deja en claro la capacidad del director y del cine asiático en general para realizar una industria que algunos años fue un shock, un boom y actualmente es de las mejores cinematografías en el mundo en cualquiera de los géneros del séptimo arte.

La trama del bueno, el malo y el raro se ubica en los años 30 en la ciudad China de Manchuria en donde nuestros tres personajes al igual que en la cinta de S. Leone cruzan su camino en la búsqueda de un mapa que los llevará a una fortuna invaluable.

Quizá la mayor diferencia de la película de Kim Jee-Woon con respecto a la de Sergio Leone es la simpleza de los personajes principales que carecen de menor carisma y profundidad en su construcción si los hacemos competir con los de la cinta original, pero que ganan en verticalidad debido casi en su totalidad al guión escrito por el mismo director quien a través de ese elemento ubico a los personajes en una historia con un ritmo vertiginoso. Aspecto que es imposible de mencionar, porque esta película se sostiene de esa facilidad para atrapar al espectador en una vorágine de acción que apenas y permite tomar respiro. En ese rubro la historia de la cinta se reinventa y deja a quienes vimos el filme original con esa frase de Cortázar que decía que las novelas y los cuentos en una pelea de box, la novelas ganan por decisión y los cuentos por nocaut. Y es exactamente lo que ocurre con la obra del coreano que sin duda es un punch rapidísimo aunque la película se lleve las dos horas, pero son dos horas que parecen una sola secuencia de acción magistralmente dirigida.

Saturday, September 25, 2010

Fantasma

Nadie me dijo que podrías atravesar paredes
Convertir la niebla en la calidez de los brazos
Descender la temperatura
Volar entre las ciudades del color
Y por millones de años
Novas forman tu hombro

Y sé que tu piel es fluorescente
Hechizo del desierto
Del bosque de niebla
Sonido nocturno
¿Cuándo volveré a escucharte?

Sunday, September 19, 2010





caroline, caroline
will you walk on these fields of mine?


Chemical Brothers- dissolve

Friday, September 17, 2010

Travelling Vertical




Whip it
Director: Drew Barrymore
Año: 2009


Debo comenzar esta reseña agradeciendo a una joven que me hablo sobre esta cinta hace varios meses, lo que me llevo a verla, escogerla y más tarde tener el gusto de escribir sobre ella. para quienes ya disfrutaron whip it, es un filme que podríamos llamar independiente, un proyecto que une el talento de mujeres actrices y la creatividad de una historia escrita para que los personajes principales sean las mujeres dentro de una narración que todos los demás diferentes de ese género puedan disfrutar y aprender acerca de nuestras compañeras en la vida.

El filme nos acerca a la vida de una adolescente norteamericana que vive en un pequeño pueblo de Texas, saturada de los deseos de su madre para que sea la mujer perfecta, sin embargo ella tiene ideales diferentes que la llevan a conocer y volverse parte de un equipo femenil de patinadoras de la ciudad. Pronto en la película vemos como esta joven va descubriendo y aprendiendo de sus compañeras de equipo así como de sus contrincantes en el deporte que participan lo que una mujer en la actualidad debe ser (y aquí disculpen si me equivoco), personas como los hombres capaces de cumplir con los estándares sociales y además revitalizar su espíritu a través de los sueños que pueden realizarse en nuestra cotidianidad.

Al final con lo que nos deja la película a los nerds del estilo de quien escribe, es un aprendizaje sobre las mujeres, sus actos, la forma en cómo se mueven por la vida, su belleza femenina que siempre está presente y todo llevado a través de una narración dentro de una historia bien escrita y dirigida que nos va guiando hacia todo lo que mencione en este párrafo y en los anteriores con una claridad y sensibilidad para realizar un filme que solo una mujer podría hacerlo.

Thursday, September 16, 2010

How I wish you were here

Tuesday, September 14, 2010

Saturday, September 11, 2010

Saturday, September 04, 2010

Travelling Vertical



Año uña
Director: Jonas Cuaron
Año: 2007


Hace unas horas vi la película de Jonas Cuaron y en verdad siento un gran alivio cada vez que tengo la oportunidad de ver un filme el cual desde hace tiempo (de hecho desde su estreno) tuve ganas de ver. Y mejor si la cinta llega a limpiar toda la mala cinematografía que desafortunadamente he visto en las dos últimas semanas, pero es parte de ser un traumado visual lidiar con ello. En concreto Año Uña, como dijo alguna vez el mismo Jonas Cuaron es volver a la base del cine, a la estructura fotográfica y plástica; dicha estructura que se refleja en una historia contada por cuadros fotográficos que narran la historia de una adolescente mexicano y una joven adulta norteamericana y es por esa parte donde tenemos que comenzar a exponer nuestras ideas sobre el filme.

La historia bien descrita y sencilla en su forma no es más que una historia donde se entrelazan sentimientos que la mayoría de la gente tiene o que ha experimentado, por ejemplo: la familia, la adolescencia, el amor, la simpleza de la vida y a su vez la auto reflexión. En ese camino se debe seguir la narrativa que nos ofrece el guión y por mucho es lo mejor de la cinta, a pesar de las palabras del director que le dio mayor importancia al proceso visual, probablemente porque fue lo que requirió de un esfuerzo diferente. Sin embargo es en el espíritu de los personajes, en su construcción, donde se sostiene Año Uña y se convierte en una obra de la cinematografía nacional que merece ser revisada.